Luisón Gastelum de ‘La Comadre 98.5’; cómo conectar con la audiencia

¿Con el paso del tiempo se han modificado las cualidades necesarias para conectar con la audiencia? Luisón Gastelum, locutor de ‘La Comadre 98.5’, platicó al respecto con RadioNotas.

0

En RadioNotas tuvimos la oportunidad de conversar con Luisón Gastelum, quien a lo largo de casi 19 años en el mundo de la radio ha mostrado su constante evolución y talento para conectar con la audiencia en diferentes formatos. Conoce un poco más de lo que el Locutor nos compartió en exclusiva acerca de su trayectoria, su trabajo al aire en ‘La Comadre 98.5’ y su opinión acerca de cómo se han modificado las cualidades para conquistar a los radioescuchas. 

¿Cuántas puertas tuviste que tocar para llegar al mundo de la radio?

Mi entrada a la radio fue algo muy orgánico; alrededor del año 2002, cuando estaba todavía en segundo semestre en la Universidad Autónoma de Occidente en Culiacán, una chica me invitó a que participara en el casting de un programa llamado ‘Poder Joven Radio’, el cual organizaba el gobierno a través del Instituto Sinaloense de la Juventud, yo estaba muy nervioso, pero afortunadamente quedé en el equipo, fui uno de los 5 chavos que eligieron. El programa se transmitía los sábados en una estación AM en ese entonces llamada ‘La Inolvidable’, esos fueron mis primeros pasos y fue lo que me abrió la puerta para después entrar de lleno a ‘Grupo ACIR’.

¿Cómo ha sido el camino para ganarte un lugar en este medio de comunicación?

A raíz de mi participación en ‘Poder Joven Radio’ me invitaron a colaborar en un programa que se llamaba ‘Rock Satélite’, cuando cambiaron el nombre de la emisora a ‘Digital’ al programa le pusimos el nombre de ‘Conexión Digital’, lo padre de ese espacio es que teníamos completa libertad de poner la música que quisiéramos, claro, sin salirnos de las especificaciones de la marca. Después del primer año del programa, me castearon y quedé como locutor suplente, para el 2005 me dieron de alta en ‘Grupo ACIR’ y un poco después empecé a trabajar en ‘La Comadre’, yo pedí el cambio a la estación grupera porque me parecía más divertida y que ahí podía explayarme mejor.

En mis primeros 3 años en ‘La Comadre’ estuve en el horario de la tarde y después me ofrecieron el morning show, el programa se llamaba ‘El Almohadazo’ y creo que la energía que le inyectaba hizo que la gente lo recibiera muy bien; estuvo al aire de 2009 a 2012, había varias secciones en donde contaba chistes y daba reflexiones, como a esas alturas iba empezando Facebook se consiguió que la conexión con el público fuera muy padre y además supieran cómo soy físicamente, en ese entonces habré tenido 29 años, pero como tengo la voz un tanto grave, las personas pensaban que era viejo y gordo, soy medio panzón, pero no tan viejo.

En 2012 me invitaron para una vacante que había en la Ciudad de México y al finalizar el proceso de casteo quedé en ‘106.5 MIX’; aunque era completamente diferente a lo que venía haciendo, no era algo de lo que estuviera totalmente desconectado ya que prácticamente fue la música con la que crecí, de presentar a La Arrolladora y a Jenni Rivera, ahora presentaba a The Cardigans y a No Doubt; estuvo muy padre la experiencia, pude conocerme más porque tuve que cambiar mi locución y ajustar toda mi técnica. En ‘106.5 MIX’ estuve dos años y después me invitaron a participar en ‘La Comadre’, concepto que apenas abrirían en Ciudad de México, ahí estuve 4 años y fue como regresar a lo básico, aproveché mucho mi estilo y las palabras norteñas.

Después me invitaron a que regresara a ‘La Comadre’ en Culiacán para darle el empuje a la estación, acepté y en mayo del 2019, después de estar 6 años y medio en la Ciudad de México, regresé a Sinaloa. Por acá tuve la oportunidad de montar mi estudio de grabación, en el cual también trabajo actualmente.

Ya casi 19 años en este medio, ¿a qué dirías que te ha llevado la locución?

A conocerme, a saber que es muy importante el prepararse y a hacer lo necesario para superar lo que se ponga enfrente; me queda claro que una cosa es trabajar en la radio y otra muy diferente es realmente ser un locutor en toda la extensión de la palabra, saber manejar tanto la voz como las emociones para poder transmitir y lograr empatía, hay compañeros que son muy buenos trabajadores de radio y que le hablan al micrófono de manera increíble, pero en ocasiones se quedan cortos con lo que implica la palabra locutor.

Yo me siento orgulloso de haber estado en emisoras de diferentes formatos; haber pasado desde una radio pop y una romántica hasta una grupera y una en inglés; esa versatilidad creo que todos los locutores tenemos el compromiso de generarla, sin embargo, respeto y entiendo que hay a quienes no les interesa y prefieren quedarse en su zona de confort.  

Todavía tengo unos audios de cuando empecé a grabar y era como ese potro desbocado que gritaba y que contaba cosas sin ningún control, ahora escucho mis locuciones y están más controladas, ya hay más conocimiento, me doy cuenta de que el tiempo no pasa en vano y de que uno sigue aprendiendo cada día.

Acerca de ‘El mornin chou’, ¿con qué te identificas del programa en el actualmente estás a través de ‘La Comadre 98.5’?

Me identifico con todo, en el programa tengo varias secciones y cada una de ellas refleja un poco lo que yo soy en lo personal; la que más disfruto es ‘El rapidín’, en esta sección cuento un chiste cada hora; otra se llama ‘Por si tenías el pendiente’ y ahí comparto datos curiosos que no todos sabemos; otra sección es el ‘Truco Luisón’, está relacionada con algo que siempre se me ha dado, resolver las diferentes situaciones con las herramientas que tengo a la mano; también tengo ‘La reflexión del día’ en donde comparto un mensaje de crecimiento personal, para valorar la vida o ayudar al prójimo; además  doy algunas ‘Noticias Gruperas’ con información de lo que están haciendo los artistas.

El que me identifique con el programa es importante porque cuando haces algo que te gusta se vuelve mucho más natural y la gente lo cacha.

Las 10 rápidas de… Luisón Gastelum

  • La Comadre 98.5: Puros éxitos
  • La radio: Es increíble, la amo
  • Micrófono: Magia
  • Cabina de radio: El lugar en donde puede uno explayarse
  • Locución: Hay que aprender a dominarla
  • Radioescuchas: Hay que aprender a enamorarlos
  • Meta: Cuando son sueños, se convierten en metas que alcanzar
  • Inspiración: La energía de donde sale todo
  • Competencia: Es increíble porque nos permite saber en dónde estamos
  • Luisón Gastelum: Está loco ese cabrón

¿Consideras que con el paso del tiempo se han modificado las cualidades que necesita un locutor para conectar con su audiencia?, ¿Se necesitaba lo mismo hace 19 años para seducir al público?

En esencia sí, pero las necesidades son diferentes y la radio tiene que ir evolucionando con base en la evolución de la sociedad; al igual que los políticos, los medios de comunicación somos un reflejo de la sociedad, desde la televisión, la radio y la prensa hasta blogueros y youtubers, incluso las series más vistas en plataformas van a ser un reflejo de lo que somos. Por ello, lógicamente ha cambiado la manera en la que se conecta con la gente y la forma de hacer radio; no sólo visto desde el lado de que ahora es mucho más fácil adquirir un micrófono, una computadora o un editor de audio, sino también en la evolución de este medio para convertirse en podcast, esa versión de radio consumible no tan efímera que permite a la gente escucharnos cuando ellos puedan.

En este sentido, ¿cuál cualidad de un locutor dirías que ha cobrado mayor relevancia en la actualidad?

La empatía y la naturalidad; creo que ese locutor cliché con la voz impostada haciendo una locución solemne e incluso la locución cantadita y un tanto exagerada ya quedaron de lado, ahorita la particularidad es ser empático, ser como uno realmente es y transmitirlo, incluso la locución comercial también ha tenido esa evolución. Entre menos obstáculos tenga la comunicación, más directa va a ser, por lo que creo que una de las cualidades que cualquier locutor debería buscar, si es que no la tiene, es la empatía; en el momento en que logras convertirte en una parte del que te está consumiendo, esta persona va a necesitar de ti.

Entre las cosas que hace años no tenían el auge que tienen ahora están las redes sociales, ¿crees que en pleno 2021 es imprescindible que un locutor esté activo en redes o puede dejar de lado la interacción por esta vía y enfocarse meramente en interactuar como en la vieja escuela?

Es un complemento y uno va a decidir si hacerlo o no; los que somos llamados medios tradicionales si queremos seguir en la vieja escuela es válido, pero ahorita las redes sociales son una herramienta de exposición que pueden llegar a potencializar lo que tradicionalmente hacemos. Si seguimos haciendo radio tradicional no nos van a escuchar más allá de esos 20 o 50 km que una antena de radio ofrece, el trasladarnos a estas plataformas va a permitir que nos escuchen en cualquier parte del mundo.

¿Consideras que el hecho de que la gente ya pueda conocer a quien está detrás del micrófono le ha quitado a la radio ese misticismo de imaginar cómo es el locutor?

Creo que no, al contrario, es un beneficio; ahora le estamos dando a los radioescuchas algo que antes no tenían, les estamos dando más herramientas para que nos conozcan y formemos parte de ellos, si ellos nos están regalando un pedacito de su tiempo, creo que es padre corresponderles y mostrarles quiénes somos, que somos iguales a ellos, aunque estemos en un medio que nos expone de una manera muy padre, somos una persona. Entre más nos conozcan la relación va a ser mucho mejor.

A los que menos nos gustó eso es a los que sí estamos gordos y feos porque teníamos la capacidad de que la gente nos imaginara con esa voz sexy para no preocuparnos por nuestro físico, cuando a mí me conocen en persona lo primero que les digo es “Disculpa si te decepcioné físicamente”.

Inicia tu día con la mejor energía en compañía de Luisón Gastelum en ‘El mornin chou’; de lunes a sábado, de 6 a 10 de la mañana hora del pacífico, para todo el mundo a través de la app de ‘iHeartRadio’ y para Culiacán, Sinaloa por ‘La Comadre 98.5’, puros éxitos.

Agrega un comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here